Porque todos tenemos una historia para contar.